Argentina, Brasil y Uruguay reabren sus fronteras terrestres

Los puentes solo estarán habilitados de 8 a 20 horas por decisión del gobierno de la provincia de Entre Ríos y se exigirá un test PCR negativo, realizado hasta 72 horas previas al viaje, certificado de vacunación y declaración jurada tanto para ingresar como para salir del país.

La Dirección Nacional de Migraciones (DNM) de Argentina confirmó en un comunicado que se habilitarán todos los pasos fronterizos que conectan a Argentina con Brasil y Uruguay que se encontraban cerrados por cuestiones de sanidad debido al covid-19. }


Desde la cartera sanitaria uruguaya señalaron que se acordó “impulsar con las respectivas áreas de fronteras y de sanidad de cada país, la normalización de los pasos fronterizos compartidos”. Según Bustillo, canciller del vecino país aseguró que lo que faltaba para realizar el anuncio formal es el análisis de aspectos técnicos que considerará el Ministerio de Salud argentino. “En breves ya se podrá tener libre circulación en los tres puentes con Argentina”, agregó. 


Cabe destacar que Actualmente, se encuentra abierto el paso fronterizo entre las ciudades de Concordia (Argentina) con Salto (Uruguay), mediante el puente internacional de la represa hidroeléctrica Salto Grande. 


“Si todo sale bien, mañana o el lunes estarán habilitados Gualeguaychú y Colón que, junto con Salto-Paysandú, dejarán en pleno funcionamiento todos los pasos que nos conectan con Uruguay”, dijo Florencia Carignano. 


El requisito vigente para el ingreso al territorio Se exigirá un test PCR negativo realizado hasta 72 horas previas al viaje, certificado de vacunación y declaración jurada tanto para ingresar como para salir del país. 


En tanto, El ministro de Turismo de Uruguay, Tabaré Viera, destacó que “la reapertura de todos los puentes con Argentina era natural, sobre todo teniendo en cuenta la gran fortaleza de Uruguay que es su estatus sanitario”. 


Viera fue enfático en la necesidad de abrir las fronteras terrestres entre los países de la región durante su visita de cuatro días a Buenos Aires para participar en la FIT, donde, por ser Uruguay el país invitado, hizo un discurso en la ceremonia de apertura. Luego mantuvo una reunión con su par argentino, Matías Lammens, en la que se acordó trabajar para la reapertura, que dependía de resoluciones sanitarias y del Ministerio del Interior de Argentina. 


El gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, presionaba por su lado, y afirmaba que la provincia tenía todo listo para la apertura del ingreso al país por los puentes sobre el río Uruguay. 

Contenido Relacionado